Sudores nocturnos: 11 principales causas y qué hacer (2022)

Los sudores nocturnos o la sudoración nocturna es un síntoma que puede surgir por diversas causas, y aunque no siempre es motivo de preocupación, debido a que puede originarse por un simple aumento de la temperatura del ambiente o de la temperatura corporal en la noche, en algunos casos puede indicar la presencia de una enfermedad, como por ejemplo: alteraciones hormonales o metabólicas, infecciones o enfermedades neurológicas.

Otra causa de los sudores nocturnos es la hiperhidrosis, una condición donde las glándulas sudoríparas producen sudor de forma excesiva, pudiendo ocurrir de forma generalizada en todo el cuerpo o localizada en alguna región como en las manos, axilas, cuello o piernas. No obstante, es importante tener en cuenta que este tipo de sudoración puede ocurrir a cualquier hora del día.

Por este motivo, es importante mantenerse atento en qué situaciones surge la sudoración nocturna y si está acompañada o no por otros síntomas, como fiebre, escalofríos o pérdida de peso, por ejemplo, de manera que en caso ocurran de forma persistente o intensa, se acuda a un médico general para que indique exámenes que permitan diagnosticar la posible causa e indique el tratamiento más adecuado.

Sudores nocturnos: 11 principales causas y qué hacer (1)

Algunas de las principales causas de sudoración nocturna son:

1. Ansiedad o estrés

La ansiedad o estrés son condiciones en que la persona frecuentemente presenta preocupación y miedo intenso excesivo o persistente en relación a situaciones del día a día, causadas por la activación del sistema nervioso que libera adrenalina en el torrente sanguíneo. Cuando esto sucede durante la noche, la persona puede despertar con sudoración nocturna asociada a otros síntomas como latidos cardíacos acelerados y la sensación de que algo malo puede suceder.

Qué hacer: es importante identificar la causa de la ansiedad o del estrés y llevar un acompañamiento con un psicólogo, el cual podrá indicar también la consulta con un psiquiatra para evaluar la necesidad de utilizar medicamentos. Además, se debe adoptar en el día a día medidas para reducir la ansiedad o estrés, como practicar actividad física, respirar lentamente durante la crisis o beber un té calmante antes de dormir.

(Video) La sudoración nocturna: ¿Cuáles son las causas y qué hacer para solucionarla?

Vea otras opciones de remedios naturales para la ansiedad y el estrés.

2. Diabetes

Es común que las personas con diabetes en tratamiento con insulina presenten episodios de hipoglucemia durante la noche o al despertarse, y no que no lo sientan debido a que están durmiendo. No obstante, lo único que suelen notar es la sudoración excesiva al despertarse.

La hipoglucemia provoca sudores nocturnos debido a que activa mecanismos del cuerpo que liberan hormonas para compensar la falta de glucosa, causando transpiración, palidez, mareos, palpitaciones y náuseas.

Qué hacer: para evitar este tipo de episodios, que son peligrosos para la salud, es importante conversar con el médico para evaluar la posibilidad de ajustar la dosis o el tipo de medicamento que se está utilizando para controlar la diabetes.

Además de esto, también es importante seguir algunos consejos como: comprobar los niveles de glucosa sanguínea antes de dormir, ya que si está muy baja debe corregirse realizando una merienda saludable; se debe preferir la realización de actividad física durante el día, y nunca saltarse la cena; y evitar el consumo de bebidas alcohólicas por la noche.

3. Apnea del sueño

Las personas portadoras de apnea del sueño sufren de una disminución de la oxigenación de la sangre durante la noche, lo que causa la activación del sistema nervioso y puede provocar sudoración nocturna, además de aumentar la probabilidad de desarrollar hipertensión arterial, arritmias cardíacas y enfermedades cardiovasculares.

Esta enfermedad es un trastorno que causa un paro momentáneo de la respiración o hace con que la respiración sea muy superficial durante el sueño, causando ronquidos y en un sueño poco relajante, provocando síntomas de somnolencia durante el día, dificultad de concentración, dolor de cabeza e irritabilidad.

Qué hacer: la apnea del sueño debe ser tratada por un neumólogo, el cual puede indicar el uso de un aparato llamado CPAP o, en algunos casos, cirugía.

(Video) Cuál es la conexión entre los sudores nocturnos y el cáncer

Conozca más sobre el tratamiento de la apnea del sueño.

4. Ambientes calientes

Cuando la temperatura corporal se eleva, la transpiración surge como una forma para que el organismo intente enfriarse e impedir que se caliente en exceso. En ambientes muy calientes o estaciones del año en que las temperaturas son elevadas, es común aumentar la producción de sudor, que puede ocurrir a cualquier hora del día, pero también puede suceder durante la noche.

Qué hacer: se debe ventilar el ambiente o, en caso de que se tenga, utilizar un ventilador o aire acondicionado, prendiéndolo algunos minutos antes de dormir.

5. Menopausia o SPM

En las mujeres las variaciones de las hormonas femeninas (estrógeno y progesterona), principalmente durante la menopausia o en el síndrome premenstrual (SPM), también pueden causar un aumento de la temperatura basal del cuerpo, pudiendo provocar calor y sudoración, que puede presentarse durante la noche.

Los hombres no se libran de estos síntomas, ya que alrededor del 20% de los que están por encima de los 50 años pueden presentar la andropausia, también conocida como menopausia masculina, que consiste en la caída de los niveles de testosterona, pudiendo causar sudores nocturnos, además de calor, irritabilidad, insomnio y disminución de la libido. También puede ocurrir en hombres que realizan un tratamiento para reducir los niveles de testosterona, como ocurre en caso de un tumor de la próstata.

Qué hacer: este tipo de alteración tanto en los hombres como en las mujeres es benigno y tiende a pasar con el tiempo, sin embargo, en caso de que sean repetitivos o muy intensos, se debe conversar con el ginecólogo, el urólogo o con el endocrinólogo para investigar mejor la causa y buscar la mejor forma de tratar estos cambios hormonales, que en el caso de la menopausia o de la andropausia, podría ser necesario iniciar una terapia de reposición hormonal. Vea en qué consiste esta terapia.

Vea en el video a continuación algunos consejos para aliviar los síntomas de la menopausia:

6. Consumo de alimentos termogénicos

El consumo de alimentos termogénicos como pimienta, jengibre, alcohol o cafeína estimula el cerebro en la zona que regula la temperatura corporal y acelera el metabolismo, haciendo que el cuerpo genere más calor, lo que aumenta la producción de sudor, por lo que puede causar sudoración nocturna en caso de consumirse por la noche.

(Video) Dermatólogo explica las razones que provocan sudor en exceso

Qué hacer: evitar consumir alimentos con características termogénicas por la noche, dando preferencia a estos alimentos durante el día, para reducir la producción de sudor nocturno.

7. Hipertiroidismo

El hipertiroidismo es una enfermedad en la que hay desregulación de la glándula tiroides que produce cantidades excesivas de hormona tiroxina, llevando al aumento del metabolismo del cuerpo, lo cual aumenta la producción de sudor, que puede ser por la noche, siendo un síntoma común de esta enfermedad.

Qué hacer: se debe consultar a un médico para realizar exámenes de sangre que evalúen las hormonas tiroideas. En caso de confirmarse el hipertiroidismo, es importante iniciar el tratamiento más adecuado, que suele ser con medicamentos o cirugía.

Conozca más sobre cómo se realiza el tratamiento del hipertiroidismo.

8. Infecciones

Algunas infecciones, que pueden ser agudas o de evolución crónica, pueden provocar sudoración especialmente nocturna, y algunas de las más comunes son: tuberculosis, VIH, histoplasmosis, coccidioidomicosis, endocarditis y absceso pulmonar. Generalmente, además de los sudores nocturnos, estas infecciones pueden cursar con otros síntomas como fiebre, escalofríos, pérdida de peso, debilidad o aumento de los ganglios por el cuerpo. Vea otras situaciones que pueden originar escalofríos.

Qué hacer: ante la presencia de la sudoración nocturna con el surgimiento de otros síntomas, es importante que el médico realice una evaluación para que indique el tratamiento lo más pronto posible, de acuerdo al tipo de microorganismo que está involucrado, pudiendo ser necesario el uso de antibióticos, antimicóticos o antirretrovirales.

9. Uso de medicamentos

Algunos medicamentos pueden causar como efecto secundario la presencia de sudoración nocturna, algunos ejemplos son los antipiréticos como el Paracetamol, algunos antihipertensivos y algunos antipsicóticos.

Qué hacer: en caso una persona que use alguno de estos medicamentos presente episodios de sudores nocturnos, no debe interrumpirse el uso del medicamento, pero si se debe conversar con el médico que lo recetó para que se evalúen otras situaciones más comunes, antes de pensar en retirar el medicamento o cambiarlo por otra medicación.

(Video) SÍNTOMAS EN PACIENTES POTS COVID 19

10. Cáncer

La sudoración nocturna puede ser un síntoma frecuente de algunos tipos de cáncer, como los linfomas o la leucemia. No obstante, cuando se trata de este tipo de enfermedades, es posible que surjan otros síntomas como pérdida de peso, aumento de los ganglios linfáticos, aumento del riesgo de sangrado y disminución del sistema inmune.

La sudoración también puede surgir ante la presencia de algunos tumores neuroendocrinos, como feocromocitoma o tumor carcinoide, los cuales estimulan la liberación de hormonas que activan la respuesta neurológica, provocando crisis de palpitación, sudoración, rubor en la cara y elevación de la presión arterial, por ejemplo.

Qué hacer: el tratamiento debe ser orientado por el oncólogo, y en algunos casos el endocrino también puede sugerir algunas indicaciones, y puede consistir en la realización de una cirugía, quimioterapia y/o radioterapia, dependiendo del tipo de tumor y de la gravedad del cuadro clínico.

11. Enfermedades neurológicas

Algunas personas pueden presentar un problema a nivel del sistema nervioso autónomo, que es el responsable por el control de las funciones que no dependen de nuestra voluntad, como es el caso de la respiración, latidos cardíacos, presión arterial, digestión o la regulación de la temperatura corporal.

Este tipo de alteración causa disautonomía, es decir, una inmadurez a nivel del sistema nervioso que regula estas funciones del organismo que son involuntarias, provocando síntomas como sudoración, desmayos, caída súbita de la presión arterial, palpitaciones, visión borrosa, boca seca e intolerancia a ciertas actividades como mantenerse de pie, levantarse o caminar durante mucho tiempo.

Estas alteraciones en el sistema nervioso autónomo pueden surgir por diversas causas, principalmente en enfermedades neurológicas como Parkinson, esclerosis múltiple, mielitis transversa (MT), Alzheimer, tumor o trauma cerebral, además de otras enfermedades genéticas, cardiovasculares o endocrinas.

Qué hacer: en caso de presentar sudoración nocturna y alguno de estos síntomas, lo ideal es acudir al médico general o neurólogo para que indique la realización de exámenes que permitan diagnosticar cuál es la causa del problema e indicar el tratamiento más adecuado.

Cuándo acudir al médico

La sudoración nocturna generalmente no suele ser motivo de preocupación, pero en algunos casos puede ser señal de una condición que requiera tratamiento, debiendo consultarse a un médico cuando hay:

(Video) Por qué sudo tanto durmiendo

  • Presencia de fiebre o escalofríos;
  • Tos;
  • Pérdida de peso sin motivo aparente;
  • Sudoración nocturna con mucha frecuencia o excesiva;
  • Sofocos durante el sueño o pausas respiratorias.

Además, en personas con linfoma o VIH, la sudoración nocturna puede ser señal de que la enfermedad está evolucionando, siendo importante comunicarse con el médico y realizar un acompañamiento regular.

Vea algunascausas de sudoración fría y qué hacer.

FAQs

¿Que causan los sudores nocturnos? ›

El calor –por tener la calefacción demasiado alta, dormir con un pijama excesivamente grueso o pasarse con las mantas– no es el único responsable de los sudores nocturnos y, aunque en la mayoría de los casos, el por qué se producen no debe preocuparnos no está de más observar en qué circunstancias aparece el sudor, ...

¿Qué hacer en caso de sudores nocturnos? ›

Qué hacer: en caso de presentar sudoración nocturna y alguno de estos síntomas, lo ideal es acudir al médico general o neurólogo para que indique la realización de exámenes que permitan diagnosticar cuál es la causa del problema e indicar el tratamiento más adecuado.

¿Qué significa cuando te despiertas sudando? ›

La hiperhidrosis nocturna es la sudoración regular y excesiva que se produce durante el sueño a lo largo de un período prolongado de tiempo. En estos casos de sudoración nocturna, la persona se despierta a menudo durante la noche y amanece empapada de sudor.

¿Qué tipo de cáncer te hace sudar? ›

Las personas que reciben tratamiento para cáncer de mama o cáncer de próstata son propensas a tener bochornos y sudoración nocturna durante o después del tratamiento. En mujeres, algunos tratamientos para el cáncer pueden provocar que entren en menopausia precoz.

¿Cuándo preocuparse por sudores nocturnos? ›

¿Cuándo debemos preocuparnos? “Nos debería preocupar los sudores nocturnos cuando son repetidos, cuando interrumpen el sueño y, sobre todo, si se acompañan de otros síntomas como pérdida de peso, de apetito, diarrea, dolor, fiebre, tos…”, advierte Álvarez Martín.

¿Cuáles son los primeros síntomas de un linfoma? ›

El linfoma es un cáncer que se desarrolla en las células blancas del sistema linfático. Los síntomas pueden incluir ganglios linfáticos agrandados, pérdida de peso inexplicable, fatiga, sudoración y falta de aliento nocturnos, tos, o problemas para respirar.

¿Cuándo se suda mucho es malo? ›

El exceso de sudor puede ser indicador de patologías como diabetes, hipoglucemias o infecciones.

¿Qué enfermedades pueden producir sudoración? ›

Los trastornos que pueden provocar sudoración intensa comprenden los siguientes: Diabetes. Sofocos en la menopausia. Problemas en las glándulas tiroideas.

¿Qué significa tener calores nocturnos? ›

Definición. Los sudores nocturnos son episodios repetidos de sudoración muy intensa que ocurren durante el sueño, y la sudoración es tan intensa que puede empapar la ropa de dormir o las sábanas. La causa suele ser una afección o enfermedad subyacente.

¿Qué medicamento es bueno para la sudoración excesiva? ›

El glicopirronio tópico pertenece a una clase de medicamentos llamados anticolinérgicos. Este funciona al bloquear la actividad de determinas sustancias naturales que activan las glándulas de sudoración para producir el sudor.

¿Qué indica una sudoración abundante y frecuente por todo el cuerpo? ›

Si sueles sudar en abundancia y no sabes la razón podrías estar enfermo. Según Manuel del Solar, dermatólogo de la Universidad Cayetano Heredia, en la mayoría de casos se trata de estrés pero también podría significar otras afecciones como hiperhidrosis, cáncer, diabetes u obesidad.

¿Cómo saber si el cáncer se ha extendido? ›

Tratamiento para los síntomas del cáncer avanzado
  1. Dolor.
  2. Depresión y ansiedad.
  3. Cansancio y debilidad.
  4. Pérdida del apetito.
  5. Cambios en el peso.
  6. Náuseas y vómitos.
  7. Estreñimiento.
  8. Inflamación en la región del vientre.

¿Cuando uno tiene cáncer duele? ›

El cáncer por sí solo a menudo causa dolor. La intensidad del dolor que usted sienta depende de diferentes factores, incluyendo el tipo de cáncer, su etapa (extensión), y otros problemas de salud que presente, así como su tolerancia al dolor. Las personas con cáncer avanzado tienen más probabilidades de sentir dolor.

Los sudores nocturnos o la sudoración nocturna es un síntoma que puede surgir por diversas causas, y aunque no siempre es motivo de preocupación, debido a que puede originarse por un simple aumento de la temperatura del ambiente o de la temperatura corporal en la noche, en algunos casos puede indicar la presencia de una enfermedad, como por ejemplo: alteraciones hormonales o metabólicas, infecciones o enfermedades neurológicas.. Por este motivo, es importante mantenerse atento en qué situaciones surge la sudoración nocturna y si está acompañada o no por otros síntomas, como fiebre, escalofríos o pérdida de peso, por ejemplo, de manera que en caso ocurran de forma persistente o intensa, se acuda a un médico general para que indique exámenes que permitan diagnosticar la posible causa e indique el tratamiento más adecuado.. En ambientes muy calientes o estaciones del año en que las temperaturas son elevadas, es común aumentar la producción de sudor, que puede ocurrir a cualquier hora del día, pero también puede suceder durante la noche.. El hipertiroidismo es una enfermedad en la que hay desregulación de la glándula tiroides que produce cantidades excesivas de hormona tiroxina, llevando al aumento del metabolismo del cuerpo, lo cual aumenta la producción de sudor, que puede ser por la noche, siendo un síntoma común de esta enfermedad.. Qué hacer: en caso una persona que use alguno de estos medicamentos presente episodios de sudores nocturnos, no debe interrumpirse el uso del medicamento, pero si se debe conversar con el médico que lo recetó para que se evalúen otras situaciones más comunes, antes de pensar en retirar el medicamento o cambiarlo por otra medicación.

Los sudores nocturnos pueden ser causados ​​por una amplia variedad de condiciones médicas, que incluyen infecciones, medicamentos, hormonas, estrés y ansiedad, dice Cassie Majestic, MD, médica de emergencia en Orange, California, fundadora de drmajestic.com .. También conocido comohiperhidrosis del sueño, los sudores nocturnos ocurren en el transcurso de varias semanas, incluso cuando la temperatura en su habitación es fría.. A veces, los sudores nocturnos pueden deberse a que su dormitorio hace calor o tiene demasiadas mantas en la cama, dice Saralyn Mark, MD, endocrinóloga, geriatra y especialista en salud de la mujer y fundadora de SolaMed Solutions .. Hasta 85% de mujeres ir a través perimenopausia y la menopausia experimentan sofocos, cambios repentinos e intensos en la temperatura corporal (principalmente ráfagas de calor corporal) y, a menudo, informan que sus síntomas empeoran por la noche.. Si su médico descubre que los sudores nocturnos son causados ​​por cambios hormonales, pregunte sobre Terapia hormonal , que a menudo puede aliviar los síntomas de la menopausia, es decir, los sofocos que provocan sudores nocturnos.. Consulte con su proveedor de atención médica o farmacéutico si le preocupa que los sudores nocturnos puedan ser un efecto secundario de su medicamento.. Si el estrés o la ansiedad son la causa de sus sudores nocturnos, su médico podría recomendarle psicoterapia, un antidepresivo o realizar cambios en el estilo de vida.. Los sudores nocturnos también pueden ser un síntoma de trastornos hormonales, como un problema de tiroides, según el Dr. Mark.. Un simple análisis de sangre de TSH puede determinar si una enfermedad de la tiroides podría estar causando sus síntomas, por lo que su médico puede recetarle medicamentos para aliviar los síntomas.. Si nota sudores nocturnos acompañados de cualquiera de estos signos de advertencia, el Dr.. Si está luchando contra la depresión o la ansiedad, busque la ayuda de un terapeuta.Intente eliminar los posibles desencadenantes de las horas previas a la hora de acostarse.. Cargar kilos de más puede causar sudores nocturnos y también ser un factor de riesgo para desarrollar apnea obstructiva del sueño, donde la garganta se estrecha y restringe la respiración.. Bajar de peso puede ayudar a reducir los sudores nocturnos y también el riesgo de desarrollar apnea del sueño.

Dejando de lado situaciones que te pueden poner a sudar copiosamente, como un día muy caluroso o un intenso entrenamiento, hay otras condiciones que pueden generar una excesiva sudoración, particularmente durante las horas de sueño, entre estas: ( Referencia ). Uno de los principales síntomas de la tuberculosis es la sudoración nocturna.. Estos reflujos con sudoración nocturna están más asociados a las cenas copiosas y al consumo de alcohol.. Uno de los síntomas tempranos de cáncer puede ser la sudoración nocturna, aunque por lo general aparecen otros signos al mismo tiempo.. es un síntomas muy frecuente en enfermedades malignas.. El tratamiento de la excesiva sudoración durante el sueño dependerá de la causa oculta que pueda estarla ocasionando.. Adoptar una dieta baja en azúcar y en grasas.. Mold J y Lawler F. The prognosis implications of night sweats in two cohorts of older patients.

Es normal que todos sudamos más en determinadas circunstancias; pero cuando existe sudoración excesiva, si bien la mayoría de nosotros sigue con nuestro día sin pensarlo dos veces, puede convertirse en una fuente de mortificación para las personas que sudan excesivamente, una condición que se conoce médicamente como hiperhidrosis.. Por ejemplo, las personas con trastorno de ansiedad social pueden experimentar aumento de la sudoración y otros síntomas como náuseas, temblores o ruborizarse cuando están cerca de otras personas, mientras que aquellos con trastorno de pánico pueden experimentar sudores, dificultad para respirar, temblores, latidos de corazón, etc.. El aumento de la sudoración y otros síntomas como cansancio, debilidad, dolor de cabeza, temblores, nerviosismo, irritabilidad y hambre pueden ser señales de que su nivel de azúcar en la sangre es peligrosamente bajo.. Si tiene síntomas de niveles bajos de azúcar en la sangre, debe analizar el nivel de azúcar en la sangre de inmediato.. Es un poco más difícil identificar uno dentro de su cuerpo, pero, además de la sudoración intensa, puede experimentar signos como dolor en la parte afectada, una sensación general de malestar y una temperatura elevada.. Por lo general, un tumor benigno de la glándula pituitaria es responsable de la liberación de la hormona de crecimiento excesiva.. Por ejemplo, las personas que reciben tratamiento para el cáncer de próstata o de mama pueden experimentar sudoración excesiva, mientras que algunas personas que tienen linfoma de Hodgkin, un cáncer que afecta a los glóbulos blancos, pueden experimentar sudores nocturnos como síntoma.. Las lesiones en la médula espinal, especialmente las lesiones a nivel de la parte superior del pecho, pueden causar problemas con la presión arterial, sudoración anormal y dificultad para mantener la temperatura corporal normal.

La pleuresía, también conocida como pleuritis, se caracteriza por la inflamación de la pleura, que es la membrana que recubre los pulmones y el interior del tórax, y puede causar síntomas como dolor en el pecho y las costillas al respirar profundamente, tos y dificultad para respirar. . .. El tratamiento depende de la causa de la pleuresía, pero los síntomas pueden aliviarse con antiinflamatorios como el ibuprofeno, por ejemplo, recetados por el médico.. Las infecciones pulmonares como la tuberculosis y la neumonía también pueden causar dolor en el pecho, manifestándose con síntomas como dificultad para respirar, exceso de producción de mucosidad, tos con o sin sangre, fiebre, escalofríos y sudores nocturnos.. El COVID-19 es una infección provocada por el virus SARS-CoV-2, que provoca la aparición de síntomas gripales, como fiebre superior a 38ºC, dolor de cabeza, dolor de garganta, malestar general y tos seca y persistente, que pueden provocar la sensación de dolor en los pulmones, además de tener dificultad para respirar, en los casos más severos.. También conocida como trombosis pulmonar, es una situación de emergencia que se caracteriza por la obstrucción de un vaso sanguíneo en el pulmón, generalmente a causa de un coágulo, que impide el paso de la sangre, provocando la muerte progresiva de la región afectada, dando como resultado el dolor.. Que hacer: la persona que padece una embolia pulmonar debe ser asistida de urgencia y el tratamiento consiste en la administración de anticoagulantes inyectables, como la heparina, por ejemplo, que ayudará a disolver el coágulo, para que la sangre vuelva a circular.. La atelectasia pulmonar se caracteriza por una complicación respiratoria que impide el paso de aire necesario, debido a un colapso de los alvéolos pulmonares, que generalmente se presenta por fibrosis quística o por tumores y lesiones en el pulmón, traduciéndose en una intensa dificultad para respirar, tos persistente y torácica constante.. El tratamiento depende de la causa de la atelectasia pulmonar y, en casos más graves, se puede requerir cirugía para despejar las vías respiratorias o incluso extirpar la región afectada del pulmón.. El enfisema pulmonar es una condición en la que los pulmones pierden elasticidad con el tiempo, lo que resulta en la destrucción de los alvéolos y la aparición de síntomas como falta de aire, cansancio excesivo, dolor en el pecho, tos persistente y sibilancias.. Además, es importante que se consulte al neumólogo para que pueda evaluar la gravedad de los síntomas y así indicar el tratamiento más adecuado, que puede implicar el uso de fármacos para dilatar las estructuras pulmonares y aliviar los síntomas.. El neumotórax ocurre cuando el aire se escapa hacia el espacio pleural, que es el espacio entre los pulmones y la pared torácica, aumentando la presión en los pulmones y causando dolor intenso al respirar, sensación de falta de aire, latidos cardíacos anormales y piel azulada, principalmente en los dedos y labios.. Que hacer: Es importante acudir de inmediato al hospital en cuanto aparezcan signos y síntomas indicativos de neumotórax, para que sea posible identificar la causa e iniciar el tratamiento más adecuado, normalmente se realiza un procedimiento para eliminar el exceso de aire acumulado.. En situaciones de ansiedad o ataques de pánico, algunas personas pueden experimentar dolor en el pecho, ya que respiran más rápido, lo que puede provocar un desequilibrio entre la cantidad de oxígeno y dióxido de carbono, causando también mareos, dolor de cabeza y dificultades para respirar.

Los cambios en los niveles de estas hormonas pueden provocar un aumento o una disminución de la temperatura corporal.. Los sudores nocturnos ocurren en el posparto debido a los bajos niveles de la hormona estrógeno y los niveles de hormonas en el cuerpo, incluido el estrógeno, que cambian a medida que el cuerpo de la mujer comienza a adaptarse al final del embarazo.. Los sudores nocturnos son más comunes en los días y semanas posteriores al parto y, por lo general, no indican ningún problema médico grave, pero debe consultar a su médico si el sudor persiste durante más de varias semanas después del parto o se acompaña de fiebre , en cuánto podría ser una indicación de una infección.. Despertarse sudando puede ser incómodo; sin embargo, hay algunas cosas que se pueden hacer para sentirse mejor cuando los sudores nocturnos son peores.. Beber mucha agua : los sudores nocturnos pueden deshidratarte, por lo que es importante beber mucha agua, especialmente si está amamantando.. ¿Cómo saber si está bebiendo suficiente agua?. Evita ciertos alimentos y bebidas : para algunas personas, ciertos alimentos o bebidas pueden desencadenar o empeorar los síntomas de los sofocos y los sudores nocturnos.

Experimentar la sudoración a mitad del sueño, algo a lo que mucha gente se refiere como «sudores nocturnos», es bastante común, dice la doctora Elizabeth R. Roth, internista del Hospital General de Massachusetts y profesora adjunta de medicina en la Facultad de Medicina de Harvard.. «La gente sube bastante», añade la doctora Leigh Simmons, médico de atención primaria del Hospital General de Massachusetts y profesora adjunta de medicina en la Facultad de Medicina de Harvard.. De hecho, un estudio realizado en 2002 en consultas de atención primaria descubrió que el 41 por ciento de los pacientes declararon haber experimentado sudores nocturnos, definidos como «sudar por la noche aunque no haga excesivo calor en su habitación», durante el último mes.. Aunque los tres médicos entrevistados para este artículo dicen que los sudores nocturnos son un problema bastante común planteado por los pacientes, lo que la gente piensa que son los «sudores nocturnos» no siempre constituye la definición de libro de texto.. Antidepresivos – Ciertos antidepresivos pueden provocar sudores nocturnos, dice Simmons, y este tipo de medicación es una de las causas más comunes de los sudores nocturnos, añade Tully.. Enfermedades y trastornos de la tiroides – La disfunción de la tiroides, una pequeña glándula que produce un tipo específico de hormona, podría provocar sudores nocturnos.. Una categoría de medicamentos relacionados con los sudores nocturnos son los que inducen un estado de baja hormona, como los medicamentos para tratar el cáncer de próstata, el cáncer de mama o la endometriosis, dice Simmons.. Exceso de insulina – Los pacientes diabéticos que tratan en exceso su diabetes y se inyectan demasiada insulina antes de acostarse pueden experimentar una bajada de azúcar en mitad de la noche, dice Tully.. Una vez que su médico está en contacto, es probable que analice su historial médico, teniendo en cuenta, por ejemplo, si usted es una mujer en el rango de edad de la menopausia, si usted toma algún medicamento, y / o si usted está experimentando otros síntomas, como la pérdida de peso, fiebre diurna o disminución de la energía, lo que podría ser un signo de una enfermedad más grave.. Una vez que esté en el médico, el tratamiento de los sudores nocturnos se centra típicamente en el tratamiento de la causa subyacente en lugar de los sudores nocturnos en sí.. Si su médico está en el proceso de determinar la causa subyacente de sus sudores nocturnos y / o no fueron capaces de identificar una causa, puede aliviar la incomodidad de los sudores nocturnos por el uso de capas a la cama, teniendo en cuenta las sábanas con tejidos transpirables, la creación de un ventilador en su dormitorio, el uso de aire acondicionado, y la apertura de las ventanas, dice Roth.

Los sudores nocturnos o la hiperhidrosis del sueño son bastante comunes y generalmente no tienen que ver con la temperatura de la habitación.. La temperatura del cuerpo está controlada por un área del cerebro llamada hipotálamo, que también es responsable de la producción de ciertas hormonas.. Los sudores nocturnos en la menopausia son muy comunes y no son motivo de preocupación, aunque pueden ser incómodos.. Puedes hablar con tu médico sobre el tratamiento de este síntoma con medicamentos que ayudan a reemplazar el estrógeno.. Cuando no estás consciente no puedes pensar activamente en las cosas que te molestan durante el día, pero cuando experimentas estrés, tu cerebro produce un exceso de la hormona cortisol.. Un estudio realizado en 2018 encontró que hasta el 14% de las personas que toman inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS), la forma más común de antidepresivos, experimentan sudoración excesiva y sudoración nocturna.. Según los autores del estudio, la razón de esto es que este tipo de medicamento afecta las áreas del cerebro que producen hormonas y ayudan a controlar la temperatura y la sudoración.. Cuando te enfermas con una infección viral o bacteriana, el nivel de inflamación en tu cuerpo aumentará para combatir al intruso, y una de las formas en que lo hace es elevar la temperatura corporal.. Esto puede causar fiebre y sudores nocturnos.. Si experimentas una combinación de estos dos síntomas, puedes consultar con tu médico sobre el tipo de infección que tienes.. Los tipos de cáncer más asociados con el sudor nocturno son el linfoma y la leucemia.. Eso es especialmente cierto si suceden por una razón común, como si estás pasando por la menopausia o tomando ISRS.

A veces es solo el período de incubación de un resfriado o una infección pequeña, además es un síntoma muy común de la menopausia.. Este tipo de sudores pueden deberse a causas no orgánicas si no ambientales, como pueden ser los aumentos de temperatura externo, exceso de abrigo o tejidos que evitan la transpiración de la piel.. También es importante tener en cuenta que, si la causa por la que produce la sudoración nocturna excesiva, tiene que ver con el tipo de medicación que se esté consumiendo, esto suele ir acompañada de otros síntomas como el enrojecimiento .. Sin embargo, es obvio que el hipertiroidismo también presenta otros síntomas muy obvios, como la fatiga, el aumento de peso, la fragilidad del cabello y los cambios de temperatura comunes.. En las mujeres, es uno de los síntomas típicos de la menopausia, aunque suelen presentarse tanto de día como de noche; también pueden presentarse durante los períodos previos o en la menstruación.. Obviamente, en el estado de gestación, el nivel hormonal de la mujer se incrementa y esto provoca una subida en la temperatura corporal .. Por lo general, el principal indicador de la presencia de linfomas de Hodgkin y no Hodgkin es la inflamación de un ganglio linfático de la axila o la ingle .. Para los pacientes que sufren de diabetes tipo 1, por ejemplo, es normal que a menudo sufran de sudoración excesiva durante la noche debido a los desequilibrios en los niveles de glucosa.. Si la sudoración excesiva va acompañada de otros síntomas es importante que se acuda al médico para saber cuál es el origen de los mismos, los que os vamos a indicar a continuación o algún tipo de infección.. En el caso de que no se deba a una causa orgánica, puedes cambiar tus cenas por algo ligero, utilizar una ropa de cama ligera y transpirable, mantener una buena hidratación o una ducha antes de dormir.. Pero en realidad, el tratamiento para los sudores nocturnos depende de la causa subyacente, como la corrección de irregularidades hormonales, la regulación de la ingesta de ciertos medicamentos y la eliminación de la presencia de factores que podrían contribuir a esta condición.. Práctica de ejercicios de relajación; Dormir en un ambiente fresco c on ropa de dormir y sábanas no sintéticas, ligeras y transpirables; Aplicar remedios antitranspirantes en partes del cuerpo sujetas a sudoración excesiva, es decir, miembros inferiores, manos, pies, hombros, espalda, pecho o ingle; Evitar el alcohol , la cafeína, los alimentos picantes y comer de 2 a 3 horas antes de irte a la cama; Evitar una dieta alta en grasa y azúcar ; Dormir en una habitación con aire acondicionado o use un ventilador; Practicar ejercicio diario adecuado; Mantener un peso normal ; Beber mucha agua durante el día; Los medicamentos conocidos como anticolinérgicos pueden ayudar a reducir la sudoración excesiva y solo deben tomarse bajo estricta supervisión médica.

Además de la sudoración, su hijo puede tener:. Esto puede provocar sudoración nocturna sin ningún motivo.. Su hijo puede tener otros síntomas de resfriado, como:. La sudoración nocturna en los niños también podría estar relacionada con otras condiciones de salud comunes.. Si su hijo comienza a tener olor corporal, la causa de los sudores nocturnos puede ser que la pubertad se dé la bienvenida a la vida de su hijo.. Junto con los sudores nocturnos, su hijo puede tener síntomas como:. Por lo tanto, es muy poco probable que esta sea la causa de la sudoración de su hijo mientras duerme.. Si existe una causa de salud subyacente, como un resfriado o una gripe, es probable que los sudores nocturnos desaparezcan una vez que su hijo haya superado el virus.. Las afecciones crónicas como el asma y las alergias pueden causar sudores nocturnos.

Existen muchos remedios caseros para la picazón de la vagina, pero el remedio depende de la causa de la picazón.. Si la picazón es en la piel alrededor de la vagina, podría ser causada por eccema u otra afección de la piel.. La Fundación Nacional del Eczema (National Eczema Foundation) recomienda agregar 1/4 taza de bicarbonato de sodio a tu bañera, o convertirlo en una pasta y aplicarlo en tu piel para tratar el eczema.. Un estudio de 2015 con la participación de 70 mujeres no embarazadas llegó a la misma conclusión: el yogur y la miel fueron más efectivos que la crema antimicótica comercial.. Si sientes picazón en la entrepierna después de afeitarte el vello púbico, la crema de cortisona podría ser tu mejor opción.. La crema de cortisona nunca se debe aplicar dentro de la vagina; puedes aplicarla en la piel fuera de la vagina donde crece el vello púbico.. El eccema, la psoriasis y la piel seca a menudo pueden provocar picazón y pueden afectar el área púbica y la piel alrededor de la vulva.

Sin embargo, no sustituyen el asesoramiento, el diagnóstico o el tratamiento de un médico profesional.. Si bien a menudo no es un problema grave, los sudores nocturnos pueden ser un efecto secundario de un medicamento o un signo de una afección médica subyacente, incluida la menopausia, el hipertiroidismo, la diabetes, el reflujo gastroesofágico (ERGE), el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y ciertos cánceres como leucemia y linfoma.. El tratamiento de los sudores nocturnos depende de la causa subyacente.. puede ayudar con los sudores nocturnos.. Los trastornos hormonales son causas comunes de sudores nocturnos, que incluyen:. Menopausia: los sudores nocturnos (y los sofocos) son comunes en las mujeres que atraviesan la menopausia, así como en las mujeres que están cerca de la menopausia (perimenopausia), debido a cambios hormonales.. Hasta el 80% de las mujeres en la menopausia informar algunos síntomas de sudores nocturnos y sofocos; los síntomas pueden comenzar años antes de que cesen los períodos (Harlow, 2020).. Adolescencia: la pubertad se caracteriza por la fluctuación de las hormonas y los cambios resultantes en el cuerpo; los sudores nocturnos pueden acompañar este proceso Diabetes: las personas con diabetes pueden experimentar nivel bajo de azúcar en sangre (hipoglucemia) por la noche ; cuando esto sucede, puede provocar sudores nocturnos (Viera, 2003).. Además de las condiciones médicas, ciertos medicamentos también puede causar sudores nocturnos como efecto secundario; estos medicamentos incluyen (Viera, 2003):. El diagnóstico de los sudores nocturnos comienza con una conversación con su proveedor de atención médica sobre la gravedad, la frecuencia y cualquier síntoma asociado que pueda tener con los sudores nocturnos.. Como se mencionó anteriormente, los sudores nocturnos pueden ser un síntoma de una afección médica subyacente, y su proveedor buscará otros síntomas como bochornos, períodos anormales, fiebre, tos, pérdida de peso inexplicable, acidez estomacal y ronquidos.. El siguiente es un resumen de las posibles opciones de tratamiento según la causa de los sudores nocturnos.. Bajar la temperatura de su dormitorio por la noche, usar ropa de dormir más liviana, usar cobertores livianos, etc.. puede ayudar con los sudores nocturnos.

Los principales síntomas que indican que la mujer está entrando en la menopausia y que también pueden surgir después de esta son:. Uno de los primeros signos de que la mujer puede estar entrando en la menopausia es la menstruación irregular que puede presentarse con más o menos frecuencia, ser más abundante o poca, o durar más o menos días que antes.. Si la mujer presenta ondas de calor, pero no tiene la seguridad de que está relacionado con la menopausia debe consultar al ginecólogo, ya que existen otras condiciones médicas, como hipertiroidismo o hipogonadismo e incluso el uso de medicamentos que pueden causar ondas de calor.. Vea otras causas de ondas de calor.. La disminución del deseo sexual puede ocurrir por varios motivos en la vida de la mujer como estrés o cansancio, pero también es un síntoma que puede indicar que puede estar entrando en la menopausia, ya que las alteraciones hormonales de esta fase de la vida de la mujer pueden reducir el interés por el contacto íntimo.. Sin embargo, existen otras causas para la memoria débil que pueden ocurrir debido al envejecimiento natural como en la enfermedad de Alzheimer, por ejemplo, por lo que es importante consultar a un ginecólogo para confirmar si este síntoma es propio de la menopausia.. Utilizar un lubricante vaginal a base de agua indicado por el médico, para ayudar a reducir el malestar de la sequedad vaginal, principalmente durante la relación sexual, que puede causar dolor o malestar; Evitar fumar , ya que el cigarro puede aumentar las ondas de calor y provocar menopausia precoz; Experimentar técnicas de relajación como meditación, yoga o masajes, ya que pueden reducir las alteraciones de humor, estrés y ansiedad.

La sensación de sudoración o sobrecalentamiento en la noche se puede describir de varias maneras, y es posible que experimente síntomas claros de sudores nocturnos o una combinación de varias experiencias diferentes, que incluyen sofocos y sofocos.. La sudoración nocturna se define como sudar tan profusamente que su ropa de cama, y ​​posiblemente incluso su ropa de cama, está húmeda y debe cambiarse.. Puede ayudar a pensar en sus síntomas en detalle antes de visitar al médico porque la descripción que proporciona puede ayudarlo con su diagnóstico.. Si usted o su hijo se quejan de sudores nocturnos, es posible que desee considerar los cambios recientes en su entorno, así como si existen otros síntomas, como fiebre, pérdida de peso, dolor o ansiedad.. Ambiente Su entorno para dormir puede estar causando algunos o todos sus síntomas.. Pijamas excesivamente pesados, demasiadas mantas en la cama o un termostato colocado a una temperatura alta pueden causar sudoración y sensación de calor en la noche.. A veces, las habitaciones de la casa no están todas climatizadas o enfriadas al mismo grado, y su hijo puede estar durmiendo en una habitación más cálida de lo que usted quería.. Las condiciones médicas más comunes que pueden causar sudores nocturnos incluyen: Menopausia / perimenopausia: Los niveles alterados de estrógeno y progesterona durante la menopausia y la perimenopausia interfieren con la regulación normal de la temperatura del cuerpo.. Si bien la menopausia generalmente causa sofocos más a menudo que los sudores, es una de las causas más comunes de sudoración nocturna.. Infecciones: Cualquier infección que cause fiebre alta, ya sea una infección bacteriana, viral o parasitaria, puede hacer que se sienta caliente y puede causar sudoración durante el día o la noche.. Esto es más común durante la actividad física, y también puede notarse durante la noche.. Diabetes : Los niveles altos y bajos de azúcar en la sangre pueden causar sudoración todo el tiempo, y esto puede agravarse por la noche debido a sábanas gruesas o pijamas.. La diabetes causa hiperglucemia (alto nivel de azúcar en la sangre), y el tratamiento excesivo de la hiperglucemia puede resultar en un bajo nivel de azúcar en la sangre.. Trastornos de la tiroides: El hipertiroidismo generalmente causa pérdida de peso y agitación, y a menudo se asocia con una sensación de sobrecalentamiento, lo que puede provocar sudoración durante el día o la noche.. Enfermedad inflamatoria y autoinmune: Las fiebres, la inflamación y las molestias intermitentes son características de enfermedades autoinmunes como el lupus y la enfermedad inflamatoria intestinal.. Los sudores nocturnos y el enrojecimiento pueden ser parte de los brotes.. Trastornos del sueño: Las condiciones que interrumpen el sueño, como el síndrome de las piernas inquietas, las pesadillas y la apnea del sueño, pueden causar sudoración nocturna, a menudo debido a sacudidas y vueltas.. Ansiedad: La agitación severa y el insomnio en la noche pueden causar sudoración, algunas veces provocada por movimientos excesivos y giros.. Esto se define como hiperhidrosis idiopática y causa sudoración excesiva en cualquier momento, especialmente en momentos de ansiedad, y a menudo se asocia con olor corporal desagradable.. Trastornos autonómicos: El deterioro del sistema nervioso autónomo puede ser causado por una neuropatía autónoma, una enfermedad de la columna vertebral, una enfermedad hipofisaria y, raramente, un traumatismo craneal o un derrame cerebral.. Cáncer: La mayoría de los cánceres pueden causar sudores nocturnos, pero el linfoma y la leucemia, que son cánceres de los glóbulos blancos inflamatorios, son los cánceres más típicamente asociados con esto.. El embarazo: Si bien no es una enfermedad médica, el embarazo puede causar síntomas desagradables, como molestias al intentar dormir, sensación de calor y sudoración durante el día o la noche.. Retiro de drogas o alcohol: El alcohol y las drogas pueden causar sudoración y la abstinencia puede causar una desregulación severa de la temperatura, que se manifiesta como fiebre o sudoración intermitente.. Por ejemplo, Terapia hormonal -para el tratamiento de la menopausia, u otros problemas como los problemas de fertilidad o el cáncer, tienden a causar síntomas más dramáticos que la menopausia en sí misma porque los cambios en los niveles hormonales con estos medicamentos tienden a ser más abruptos.

Los sudores nocturnos son un síntoma de un problema de salud subyacente, que puede ser cualquiera de los siguientes:. Aceites esenciales Jengibre Jugo de granada Jugo de aloe vera Cohosh negro Ginseng Semilla de lino Vitaminas Aceite de onagra. Agregue de una a dos pulgadas de jengibre rallado a una taza de agua caliente.. El jengibre es una fuente natural de fitoestrógenos, lo que significa que puede equilibrar las hormonas y mantener a raya los sudores nocturnos y los cambios de humor (5).. El cohosh negro es ampliamente utilizado por las mujeres para tratar los síntomas relacionados con las hormonas y, a menudo, se utiliza como un sustituto natural de la terapia de reemplazo hormonal.. Agregue una o dos cucharaditas de té de ginseng a una taza de agua.. 500 mg de cápsulas de aceite de onagra. Consume cápsulas de 500 mg de aceite de onagra.. El aceite de onagra también puede ayudar a regular sus niveles de estrógeno y combatir los síntomas de la menopausia (15).. Aunque la mayoría de los casos de sudores nocturnos suelen desaparecer en 6 a 24 meses, algunas personas pueden sufrir sudores nocturnos durante años si no se trata la afección.

El mal funcionamiento del hipotálamo es la causa de los sudores nocturnos.. Hoy en día, esto se ha vuelto muy común en los hombres debido a la presión pura.. 1) Para evitar sudores nocturnos, uno debe tomar el cuidado y el tratamiento adecuados del cuerpo.. Hacer ejercicio regularmente también ayuda a evitar el estrés y a mejorar el nivel de testosterona del cuerpo.. 3) Los niveles bajos de testosterona se pueden tratar con terapia de reemplazo de testosterona.. El aumento de senos, la apnea del sueño y el cáncer de próstata son los principales efectos secundarios de esta terapia de reemplazo de testosterona.

Entonces, si tu nivel de azúcar en la sangre baja por la noche es posible que tengas un sueño empapado.. El sudor excesivo es el resultado de que tu metabolismo está básicamente acelerado.. Si bien es una afección médicamente tratable, es una “afección en la que el cuerpo produce demasiado sudor de manera crónica sin ninguna causa médica identificable”, señala WebMD.. “Los sudores nocturnos pueden perturbar la vida de cualquier mujer, pero pueden ser especialmente difíciles para una mujer embarazada”.. Si bien ya mencionamos que la menopausia es una posible causa de los sudores nocturnos, “las mujeres obesas tienen momentos más incómodos durante la menopausia”, agrega la fuente.

Videos

1. Dolores que se pueden confundir con el dolor de infarto | PortalCLÍNIC
(Hospital Clínic de Barcelona)
2. Hipotensión, tensión baja, Problemas que causa | Presión arterial baja
(Medicina Clara | Videos de medicina en Youtube)
3. El porqué de la sudoración excesiva - Dr. López Estebaranz
(Top Doctors España)
4. El sudor en exceso puede ser señal de que estás padeciendo algún trastorno
(El Café de la Mañana TRO)
5. Sudoración excesiva. ¿Sudas demasiado y es un problema? Causas y soluciones.
(Medicina Clara | Videos de medicina en Youtube)
6. Lumbalgia o lumbago izquierdo y su relación con la alteración de riñones
(FisioOnline)

You might also like

Latest Posts

Article information

Author: Wyatt Volkman LLD

Last Updated: 08/21/2022

Views: 5517

Rating: 4.6 / 5 (66 voted)

Reviews: 81% of readers found this page helpful

Author information

Name: Wyatt Volkman LLD

Birthday: 1992-02-16

Address: Suite 851 78549 Lubowitz Well, Wardside, TX 98080-8615

Phone: +67618977178100

Job: Manufacturing Director

Hobby: Running, Mountaineering, Inline skating, Writing, Baton twirling, Computer programming, Stone skipping

Introduction: My name is Wyatt Volkman LLD, I am a handsome, rich, comfortable, lively, zealous, graceful, gifted person who loves writing and wants to share my knowledge and understanding with you.